Estaba ahí 

Estaba ahí tirada, mi bombacha, en el pasto, cuando llegamos. Era la primera vez que lavaba y secaba ropa en tu casa, nuestra casa, la casa que íbamos a compartir. Que compartimos, que intentamos compartir. Que dijimos que queríamos compartir. Entonces estaba mi bombacha cuando llegamos esa tarde a la casa que compartíamos y era la primera vez que lavaba ropa mía en tu lavarropas, que ahora también usaba yo. Y vos dijiste que uy se voló la ropa del tender pero yo dije que sólo se voló mi bombacha, que la otra ropa mía y la otra ropa tuya seguían ahí en el tender, colgadas. Que sólo se voló mi bombacha, esa bombacha que hice con microtul negro con una puntilla de encaje que me costó conseguir, que busqué y me costó conseguir en esas callecitas de Once en esos días de calor en los que el pavimento de Once da mucho calor y entonces caen las gotas de transpiración. Y vos, tan tranquilo, caminaste por el pasto hasta donde voló mi bombacha negra. Mi bombacha que voló por el aire desde el tender hasta esa porción de verde. Y la agarraste, a la bombacha, y caminaste al tender que tenía puntas un poco oxidadas y dijiste que algunas puntas están un poco oxidadas, que ibas a comprar otro. Vamos juntos a comprar otro tender dije yo, vamos juntos si querés. Dijiste que dale y colgaste de una punta que no tenía óxido mi bombacha, y te fijaste que no tuviera óxido para que mi bombacha de microtul negro con puntilla comprada en ese lugar especial de Once no se oxidara.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: